¿Por qué es importante ir a consejería?

Vivimos en un mundo quebrado, en el cual tanto nosotros como quienes nos rodean estamos llenos de pecado y heridas. Y, aunque muchos de nosotros pensamos que podemos resolver todo lo que nos aflige solos, Dios ha capacitado a su cuerpo para ayudarse a llevar las cargas, para edificarse y exhortarse mutuamente.

Es por eso que iniciar un proceso de consejería bíblica con una persona que pueda guiarte a la verdad de las escrituras con sabiduría y discernimiento, es una gran herramienta en las manos del Espíritu Santo, para ayudarte a sanar y a crecer en fe.

Para sacar una cita, por favor llená siguiente formulario


¿Qué es consejería bíblica?

Juan Moncayo, escritor para Coalición por el Evangelio, en su artículo La Consejería Realmente Bíblica, define la consejería bíblica como aquella que tiene profundas raíces en las Escrituras, y está basada en una visión elevada de la Palabra de Dios.

Agregando que esta debe además cumplir los siguientes puntos:

1. Debe ser gobernada por la Biblia (2 Ti. 3:16-17).

La consejería bíblica es aquella en la que la Biblia gobierna y dirige la interacción. Esto incluye no solo el contenido, sino también la metodología. Es por eso que la verdadera consejería bíblica empieza mucho antes de la sesión o diálogo entre consejero y aconsejado. Debe haber una convicción de que los 66 libros de la Biblia, desde Génesis hasta Apocalipsis, son la Palabra de Dios, y como tal son su revelación autoritativa, suficiente, infalible, e inerrante.

2. Debe partir de una teología bíblica sólida (2 Ti. 2:15).

El consejero bíblico debe entender correctamente la Biblia. Esto se logra utilizando un método adecuado de interpretación. Aquí es donde un buen consejero hace exégesis y echa mano del método de interpretación histórico-gramático. Al interpretar la Biblia correctamente, se empieza a desarrollar la teología del consejero. Esto incluye una teología bíblica y sistemática. Es imperativo que el consejero sepa qué dice la Biblia sobre el problema de la humanidad y la solución en el evangelio.

3. Deber tener profundas raíces en las Escrituras (Is. 40:8).

Finalmente, al tener una teología robusta, el consejero podrá dar consejos prácticos (teología aplicada a la vida) a los problemas que trae la vida. Además, esa misma teología informará cómo el consejero va a interactuar con el aconsejado. Así pues, la consejería que es realmente bíblica tiene profundas raíces en las Escrituras, y está basada en una visión elevada de la Palabra de Dios.

En Hechas Para Más nos importa tu bienestar espiritual, emocional y físico, por lo que hemos invertido en poner a tu disposición, por la gracia de Dios, un equipo de consejeros bíblicos para ayudarte a navegar tu caminar en fe.

Adri Jimenéz

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Una mujer sabia, integra, llena de gracia y amor para otros. Fue durante 4 años la encargada del Ministerio de Consejería de La Viña Escazú. A través de su servicio y amor por nuestra comunidad, Dios sanó, restauró y edificó la vida de muchas personas. Es además la mente creativa detrás de nuestro taller de "Los 7 principios del Carácter Cristiano" y parte del equipo de escritoras de nuestro blog. Estudió consejería bíblica en el ministerio de "Character First" al lado de su esposo, y juntos han dado consejería por más de 15 años. Le encanta trabajar con personas jóvenes y ayudarlas a crecer conforme al carácter de Cristo y guiados por las Escrituras. Sus pasatiempos favoritos son la cocina y la jardinería. 

Ana Ramírez

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Ana es una una mujer bondadosa y sabia, divertida y amable. Hospitalaria en pos del evangelio, siempre dispuesta a recibir con amor a quien Dios ponga en su camino. Su humildad al hacer de auto reflexión, así como su discernimiento y capacidad arrepentimiento delante de Dios, la ha convertido en una seguidora de Cristo moldeable en su proceso de santificación. Lo que le ayuda a ser además sincera y amorosa en su exhortación hacia otros. Estudió Consejería Bíblica por dos años con OIC, y se graduó de un curso de consejería creado por Paul David Tripp. Tiene cuatro años de experiencia como parte del equipo de consejería en La Viña Escazú. Es además la co-anfitriona de nuestro podcast.

Jose Miguel Martinez

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Un hombre temeroso de Dios, sabio, gentil, valiente y con un gran sentido del humor. Dedica su servicio a Dios para generar procesos de acompañamiento, en donde Dios le permita que ayudar a otros hombres a encontrar sanidad, a través de Su Palabra y la oración, llevándoles a alinear la vida con la voluntad de Dios. Le pasionan temas como la masculinidad bíblica y el manejo saludable de las relaciones de pareja y familia. Es consejero certificado, con siete años de experiencia. Estudió Consejería Bíblica por dos años con OIC junto a nuestra querida Anita, donde se conocieron y enamoraron. Es el líder del ministerio de Hombres de La Viña Escazú, así como parte del equipo de Consejería. Es el fundador de JMR Consejería.

¿En qué creemos?

LAS ESCRITURAS

Creemos en la suficiencia de las escrituras pues toda la Biblia fue inspirada por Dios. Es útil para enseñar, reprender, corregir e instruir en la justicia, de manera que estemos enteramente capacitadas para toda buena obra (2 Tim 3:16-17). Dios es el autor, quien decidió escribirla por medio de hombres a quienes les otorgó revelación divina. Las escrituras nos cuentan sobre la gloria y el poder de Dios, así como su plan de salvación. La Biblia en su totalidad es perfecta, veraz, digna de confianza, sin errores ni limitantes de tiempo. Es el estándar supremo por el cual nos regimos. Toda la Escritura es testimonio y revelación de Cristo (Jn 5:31-47).

ADORACIÓN

Perseguimos la adoración como un estilo de vidaPerseguimos la adoración como un estilo de vida que busca poner a Dios en primer lugar siempre, entregándole la gloria y el honor que solo Él merece. Creemos fielmente que nuestra adoración más genuina nace de un corazón arrepentido en entera dependencia De Dios. Lo adoramos por su carácter, cualidades y calidades, porque es grande, y digno de toda alabanza. que busca poner a Dios en primer lugar siempre y darle el honor y gloria que solo Él merece. Adoramos a Dios por su carácter, cualidades y calidades. 

DIOS TRINO

Hay un sólo Dios verdadero, quien es eterno, soberano, omnisciente, omnipotente y omnipresente. Digno de toda gloria, se nos revela como un Dios trino; Padre, Hijo y Espíritu Santo, con atributos personales distintos, pero sin división en su naturaleza divina.

DIOS PADRE

El Padre es Dios. Él habló y todo lo que existe fue creado. Él reina con soberanía sobre toda su creación de acuerdo con sus propósitos de gracia y para gloria de su nombre. Dios es el Padre de todos aquellos que ponen su fe en la muerte y resurrección de Jesús.

JESÚS

Jesús es Dios. No tiene principio ni fin. Como hijo encarnado de Dios, dejó de lado su divinidad y vino a la tierra a servir y salvar. Concebido por el Espíritu Santo y nacido de la virgen María, cumplió la ley divina sin nunca pecar, entregándose a sí mismo como sacrificio para la redención de los pecados de aquellos que han puesto su fe en Él. Resucitó, ascendió al cielo y regresará un día por su iglesia.

ESPÍRITU SANTO

El Espíritu Santo es Dios. Él es el consolador, y quien convence a los seres humanos de pecado, justicia y juicio. Por medio de la fe en Jesús, el Espíritu Santo nos sella para el día de redención. Además nos capacita a los creyentes con poder a través de sus dones para la edificación de la iglesia y nos guían en el proceso de santificación a través de sus frutos.

EL SER HUMANO

El ser humano fue creado como único portador de la imagen de Dios, con el propósito de vivir en perfecta comunión con Él. Sin embargo, al pecar, se quebró nuestra comunión con Él. Hoy somos concebidos en una naturaleza caída y solo somos capaces de hacer cosas buenas, por la gracia de Dios, a través del poder del Espíritu Santo y para la gloria de su nombre.

SOBERANÍA

Creemos en la soberanía de Dios sobre toda la creación; de acuerdo con los propósitos de su gracia y para la gloria de su nombre. Él gobierna el universo con amor, justicia y bondad. Dios posee y ejerce su autoridad en el cielo y en la Tierra de manera suprema e independiente.

SALVACIÓN

Nos reconocemos pecadoras en necesidad de un salvador. Creemos en Jesús como el único que nos puede salvar, a través de nuestra fe en su vida, muerte y resurrección. La salvación, en su sentido más amplio propicia redención, justificación, santificación, restauración y glorificación.

SANTIFICACIÓN

Una vez que entramos a una relación con Dios, por medio de la fe en Jesús, somos transformadas diariamente a su imagen a través del poder del Espíritu Santo. Gracias a que hemos sido liberados del pecado y estamos ahora al servicio de Dios, cosechamos la santidad que conduce a la vida eterna.

LA IGLESIA

La iglesia es el cuerpo de Cristo en la tierra. No un edificio, más el conjunto de todas las personas que profesan fe en Jesús para el perdón de sus pecados. Un solo cuerpo, una sola fe, un solo Dios, pero con diferentes partes y funciones. Por tanto, ahora vivimos como una familia, para darle gloria a Dios y avanzar su reino.

SEGUNDA VENIDA

Jesús vendrá por segunda vez en todo su esplendor, para juzgar a vivos y muertos, y su reino no tendrá fin. Toda rodilla se doblará y toda lengua confesará que Jesús es Dios. Habrá un juicio y todo aquel que haya puesto su fe en Él, será justificado a través del pago que efectuó Jesús en la cruz y tendrá acceso a la vida eterna en su presencia.

SERVICIO

De la misma manera en que Jesús vino a servirnos, nosotras estamos llamadas a servir a otros. ¡Esto motiva cada cosa que hacemos!

COMUNIDAD

Como seguidoras de Jesús estamos llamadas a transformar nuestros entornos a través de su amor, compartiendo el evangelio y ayudando al prójimo.


Hechas para Más

Tres Ríos, Cartago, Costa Rica
Teléfonos: +(506) 8781 8991
Correo: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Copyright © 2021 Hechas Para Más. Todos los derechos reservados. Desarrollado por NG Technology